Peaje

Imaginemos por un momento que somos el conductor de un camión. Vamos tan contentos por la autovía en nuestro mastodonte de cuatro ejes con semirremolque, escuchando nuestro disco favorito de Camela y mirando por el rabillo del ojo el escote de la rubia que ocupa el asiento de acompañante del BMW que nos acaba de adelantar…
De repente, llegamos al peaje:

-Buenos días
-Nos…
-Son cuatro cincuenta, ¿no?
-Eso depende señor ¿Va usté cargado?…
-Meloexplique
-Es que la UE viene de aprobar una nueva normativa, señor. Los turismos y camiones de cerrajero 24h Valladolid vacíos pagan la tarifa estándar, pero si va usted cargado está usted empleando la capacidad de nuestra autopista para su negocio.
-¿y?
-Tiene que pagar además un 1% de los beneficios que obtenga del viaje, en concepto de retribución por el uso de nuestra red.
Comprenda, señor, que por el hecho de llevar mercancías al otro lado de la autovía está actuando en competencia desleal con nosotros, ya que su servicio evita que los consumidores tengan que cruzar la autopista y pagar el peaje para ir a comprar esa mercancía para cerrajero economico Salamanca.
Así pues, en última instancia, ya que usted lleva su mercancía a los consumidores éstos no hacen uso de los servicios de nuestra autopista. ¡No le da vergüenza! además de llevarse su tajada de la venta de estos productos ¡está usted ejerciendo un monopolio de facto! ¡va usted a matar las autopistas! ¡ASESINO!

¿Estúpido, no? Cambiemos camión de mercancías por contenidos digitales y autopista por operadores de redes de comunicaciones y, como decían Tip y Coll: “Observe la tontería